×
×

Scrum con Hardware: prácticas técnicas

Dificultades haciendo Sprints en Scrum con Hardware

A veces, cuando desarrollamos un nuevo producto, nuestras tareas consisten en crear piezas o ensamblajes que no existen todavía. Por ejemplo, una pieza especial de plástico para un modelo innovador de aspiradora, o una lámina metálica para un nuevo ordenador, o una combinación de diferentes partes para un ensamblaje.

En Scrum, el tiempo de iteración para implementar pequeñas mejoras en este tipo de productos es muy pequeño (Sprints de 2-4 semanas). Para el equipo, esto es un reto y por eso creamos nuestro Product Backlog. El Product Backlog es una lista priorizada de todo lo que se necesita realizar para completar el producto (funciones, requisitos, características, mejoras) generalmente conocidos como “Product Backlog Items (PBI)”. Cada uno de estos PBIs debería de ser capaz de terminarse en un Sprint. El “Product backlog” es la única fuente de requisitos para cualquier cambio o mejora del producto.

Pero a veces, en desarrollo de Hardware, hay PBIs que son imposibles de completar en Sprints de 3 semanas por falta de tiempo. Por lo tanto, es necesario dividir los PBIs en “items” más pequeños y para ello, recomiendo varias herramientas y maneras basadas en mi experiencia, que pueden ayudar a dividir PBIs. Pero cada equipo es diferente y quizás en otros casos se tengan que utilizar de manera diferente para que tenga sentido.

He aprendido que usando impresión en 3D combinado con el uso de programas de simulación y un buen manejo de proveedores, fueron esenciales para nuestro éxito:

Impresión 3D

Una herramienta muy común hoy en día para realizar prototipos. Estas impresoras pueden realizar prototipos en horas o unos pocos días, lo cual significa que el tiempo desde diseño a test es muy pequeño. Prototipos que pueden representar mejoras en nuestro producto a precio asequible y con un proceso de manufactura muy rápido. La calidad de una pieza impresa en 3D debería ser suficientemente buena como para realizar “test”, aprender de ella, realizar conclusiones y adaptarse (“¿Como podemos mejorarla?”). Todo en un Sprint. En mi caso, lo utilizaba para cualquier pieza que necesitara en muy poco tiempo. Es una inversión y se requiere un mínimo de mantenimiento, pero después de unas semanas experimentando con la impresora, sabrás como funciona y cómo sacar el máximo partido. En casos excepcionales, la calidad o la resistencia a fractura de la pieza impresa en 3D no es suficiente. En ese caso, puedes encontrar otra manera de manufacturar tu pieza, o puedes encontrar proveedores de impresión 3D que imprimen en otros materiales (por ejemplo, acero o latón) que podrían cumplir tus necesidades. Pero estas piezas son más caras que una impresión 3D estándar. Por ejemplo, el precio medio del PA12 (SLS) es 30 euros/kg. Por otro lado, el coste de metales para impresión 3D oscila entre 60 a 100 euros/kg (ambos precios sin IVA).

Hay muchos tipos de impresoras 3D, así que si estás considerando comprar una, asegurate de comprar la que cubra tus necesidades. Si la inversión de comprar una impresora 3D está por encima de tu presupuesto, tienes la posibilidad de pedir tus piezas a proveedores de impresión 3D. Normalmente, entregan en uno o dos días a un precio razonable.

Programas de simulación

Se puede utilizar para obtener un resultado virtual fiable que puede ahorrar mucho tiempo de “testing” y recursos en el mundo real. En lugar de hacer muchos diseños diferentes y probar cual de ellos funciona mejor, se puede simular el escenario que la pieza o ensamblaje está sufriendo y obtener resultados fiables para después compararlos con la situación en el mundo real (a lo mejor imprimiendo la pieza en 3D) y hacer tus propias conclusiones. Las licencias para estos programas son costosas, no son fáciles de usar y obtener resultados fiables es tarea difícil. Puede que necesites invertir un tiempo para saber utilizar el programa correctamente, pero una vez llegues a controlar el proceso, habrá valido la pena la inversión porque serás capaz de ganar mucho tiempo de desarrollo y nuevos conocimientos para descubrir nuevas mejoras. Es difícil dar una estimación del precio porque el rango de precios varía mucho en función del ámbito que se quiera utilizar. Pero de nuevo, hay muchos tipos de programas de simulación, por lo tanto, asegúrate de comprar el que mejor cumpla con tus necesidades. Si la inversión de comprar una licencia para un programa de simulación está por encima de tu presupuesto, tienes la opción de contratar a consultoras especialistas en simulaciones.

Manejo de proveedores: A menudo hacemos pedidos de todo tipo de piezas (mecanizadas, plásticas por inyección, cortadas con láser, etc) para nuestros prototipos a proveedores muy lentos. El problema es que no todos los proveedores son ágiles como tu. Normalmente, ponen tu pedido en la cola asegurando que en una semana estará listo, asumiendo que 1 o 2 días de retraso es aceptable. Pero en un equipo Scrum, lo cierto es que 1 o 2 días de retraso significa, potencialmente, no poder terminar una tarea en un Sprint. Esto es traumático para el equipo y crea incertidumbre extra a la hora de planificar, por tanto, no podemos aceptarlo. Es de vital importancia encontrar proveedores que tienen la capacidad de entregar a la velocidad que necesitas (te aseguro que existen). Tendrás que probar unos cuantos hasta que los encuentres. Una vez encontrados, a veces puedes guiarlos de tal manera que serán capaces de entregar incluso más rápido de lo establecido. Además, cada vez que hagas un pedido, automáticamente saben que no puede permitirse entregar 1 día tarde. Esto crea confianza y seguridad dentro del equipo, y elimina incertidumbre a la hora de planificar un Sprint.

Estos tres factores fueron cruciales en el equipo Scrum que estaba involucrado. Sin embargo, estas sugerencias no se puede aplicar en todos los casos o a lo mejor no son suficiente. Pero estoy seguro de que puedes encontrar otras soluciones para poder realizar tareas en un Sprint. Esa es la razón por la que somos ágiles - somos capaces de adaptarnos a cualquier situación.

Gestión de proveedores

A menudo hacemos pedidos de todo tipo de piezas (mecanizadas, plásticas por inyección, cortadas con láser, etc) para nuestros prototipos a proveedores muy lentos. El problema es que no todos los proveedores son ágiles como tu. Normalmente, ponen tu pedido en la cola asegurando que en una semana estará listo, asumiendo que 1 o 2 días de retraso es aceptable. Pero en un equipo Scrum, lo cierto es que 1 o 2 días de retraso significa, potencialmente, no poder terminar una tarea en un Sprint. Esto es traumático para el equipo y crea incertidumbre extra a la hora de planificar, por tanto, no podemos aceptarlo. Es de vital importancia encontrar proveedores que tienen la capacidad de entregar a la velocidad que necesitas (te aseguro que existen). Tendrás que probar unos cuantos hasta que los encuentres. Una vez encontrados, a veces puedes guiarlos de tal manera que serán capaces de entregar incluso más rápido de lo establecido. Además, cada vez que hagas un pedido, automáticamente saben que no puede permitirse entregar 1 día tarde. Esto crea confianza y seguridad dentro del equipo, y elimina incertidumbre a la hora de planificar un Sprint.

Esto son solo tres ejemplos

Estos tres factores fueron cruciales en el equipo Scrum que estaba involucrado. Sin embargo, estas sugerencias no se puede aplicar en todos los casos o a lo mejor no son suficiente. Pero estoy seguro de que puedes encontrar otras soluciones para poder realizar tareas en un Sprint. Esa es la razón por la que somos ágiles - somos capaces de adaptarnos a cualquier situación.

¿Quieres saber más?

Para cualquier pregunta o duda sobre el contenido del artículo, contáctanos a través de nuestra web y con mucho gusto comentaremos lo que piensas.